Ni un paso atrás en la defensa de la libertad y la soberanía: AMLO

Mazatlán, Sin., El presidente Andrés Manuel López Obrador lo dejó claro: No vamos a dar ni un paso atrás en la defensa de la libertad, de la justicia y, sobre todo, de nuestra soberanía.

En consonancia con su discurso de días recientes, luego de la difusión de dos reportajes en medios internacionales que lo vinculan a un presunto financiamiento por parte del narcotráfico en dos de sus campañas presidenciales, el jefe del Ejecutivo subrayó que no se aceptará el ingerencismo de ninguna agencia extranjera ni del periodismo internacional y demandó pruebas. Tienen que aprender a respetar al gobierno de México.

Entrevistado tras la ceremonia del Día de la Bandera, que se realizó en el puerto de Mazatlán, Sinaloa, también criticó la filtración en redes sociales de los teléfonos personales de uno de sus hijos y de varios integrantes del movimiento que encabeza. Esto después que el jueves pasado el propio mandatario diera a conocer en la mañanera el número celular de una corresponsal del periódico estadunidense The New York Times.

No aceptamos en México a nadie que calumnie autoridades legales y legítimamente constituidas. No aceptamos que haya injerencismo de ninguna agencia extranjera y el periodismo internacional, por famoso que sea. Si calumnia, siempre va a haber réplica.

–¿Qué opina de que divulgaron los datos de uno de sus hijos y de algunos funcionarios del gobierno? –se le preguntó.

–Así es la derecha, así son los conservadores, muy hipócritas, mucho, muy hipócritas, ésa es la doctrina del conservadurismo, es realmente muy vergonzoso que actúen de esa manera. Pero no vamos a dar ni un paso atrás en la defensa de la libertad, de la justicia y, sobre todo, de nuestra soberanía. Nosotros no somos como los otros presidentes que permitían que se violara la soberanía de México. Nuestro país es un país independiente, libre, soberano –replicó.

El Presidente dio sus declaraciones a bordo de la camioneta en la que se retiraba de la glorieta Rodolfo Sánchez Taboada –donde se realizó la ceremonia–, en torno a la cual se arremolinaron cientos de personas, que entre empujones y muestras de apoyo intentaban acercarse. Hubo un instante de preocupación cuando una mujer cayó a lado del vehículo y dio un grito de desesperación. Varias personas la apoyaron a levantarse y López Obrador la llamó, la abrazó, le preguntó cómo se encontraba y pidió: ¡que la atiendan! La mujer fue llevada a los servicios de emergencia, pues resultó con una lesión en el pie.

En medio de ese alboroto, el tabasqueño reiteró: “Con relación a las calumnias, al periodismo calumnioso de Estados Unidos, en especial de The New York Times y de Univision, que entró al debate de manera oficiosa, les repito que tienen que aprender a respetar al gobierno de México y sobre todo al pueblo de México, que no se puede calumniar, que no aceptamos las calumnias, que no tienen pruebas. Cada vez que publiquen un artículo calumnioso va a haber réplica, sea quien sea”.

–¿Con Estados Unidos algo que agregar en su relación bilateral? –se le insistió.

–Nada. Está bastante claro, lo tienen claro, nosotros no permitimos el intervencionismo ni de Estados Unidos ni de ningún país extranjero –respondió.

Antes, el gobernador de Sinaloa, Rubén Rocha, aprovechó su intervención en la ceremonia oficial por esta conmemoración –instituida en 1940 por el entonces presidente Lázaro Cárdenas– para respaldar al Presidente y afirmar que promueve las libertades: Las de manifestación, las de expresiones opuestas a la nuestra; incluso, da lugar a actitudes con pretensión de desestabilizar a nuestro pueblo, como la de los farsantes periodistas norteamericanos que quisieron denostar al Presidente de la República y se toparon con ese gran muro moral que lo protege y, finalmente, encontraron una derrota clara. El Presidente es intachable, no tiene manchas, y así lo ha demostrado.

El secretario de la Defensa, Luis Crescencio Sandoval, orador principal del acto, sentenció: Sirva esta conmemoración para fomentar la identidad nacional y el patriotismo en torno a nuestra bandera que, ante las adversidades, nos infunde valor, nos arropa y nos une.

Antes de la ceremonia, estudiantes, académicos y trabajadores de la Universidad Autónoma de Sinaloa realizaron una manifestación en las inmediaciones del lugar.

Acusaron al gobernador Rocha de entrometerse en la autonomía universitaria. En un momento, decenas lograron tirar una valla, aunque fue en un sitio lejano al lugar del acto. Interrogado al respecto, el mandatario estatal evitó pronunciarse.

Con información de Irene Sánchez, corresponsal