Golpe de calor, también está presente en las mascotas

El golpe de calor es una afección que ocurre cuando la temperatura corporal se eleva de manera súbita, poniendo en riesgo la función vital del cuerpo.

Este padecimiento, reconocido como una emergencia médica, también está presente en las mascotas, las cuales también pueden sufrir daños irreversibles e incluso, perecer, si sufren de esta enfermedad.

Un animal que estuvo expuesto a altas temperaturas puede presentar diversos síntomas identificables, que darían un indicio de golpe de calor.

“Primeramente, el jadeo, esa va a ser nuestra primera llamada de atención. La mascota va a estar muy aletargada, a lo mejor, si estaba jugando, va a estar muy decaída, que no se quiera levantar, y por supuesto, un indicativo muy marcado es que si le ofrecemos algo de comer y no quiere, ahí tenemos una llamada de atención”, explicó el médico veterinario, Ernesto Kantún.

Lo ideal sería…

El especialista informó que lo ideal es que las mascotas tengan agua fresca a su disposición, permanecer en un lugar fresco o con ventilación, así como evitar una sobre exposición a las altas temperaturas, lo cual disminuirá el riesgo de que sufran daños por el calor.

Sin embargo, refirió que, de notar alguno de los indicios de que la mascota pudiera estar experimentando un cuadro de este tipo, se debe tomar acción inmediata para disminuir gradualmente la temperatura del animal.

“Hay que humedecer mucho las axilas, el cuello, las ingles para tratar de bajar la temperatura. Los podemos poner debajo del ventilador, en el aire acondicionado para que vaya bajando gradualmente. Si nosotros los remojamos o los metemos a un cuarto muy frío, podemos provocar un problema mayor”, apuntó.

Remarcó que también es imperante que acudir con el veterinario de su preferencia, en caso de que ocurra algún síntoma de golpe de calor, ya que este le proporcionará la atención adecuada para evitar que la afección ponga en riesgo su vida.

ACOM